Lunes 6 de Diciembre de 2021

Hoy es Lunes 6 de Diciembre de 2021 y son las 17:07 ULTIMOS TITULOS:

  • 22.8º
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

DEPORTES

21 de abril de 2015

Las Guerreras a pleno fútbol

El equipo del Club Cobo sigue en carrera por la clasificación. El sábado golearon por 5 a 0 a Cooperativa Duilio en el Estadio Municipal y tienen mucha expectativa por lo que viene.

El Espejo dialogó con el grupo durante el entrenamiento: los orígenes del fútbol femenino, el trabajo diario, el campeonato y el sueño de levantar la copa, entre otros temas.

Los inicios del fútbol femenino en Lezama tienen que ver primero con lo educativo y luego con lo institucional. En 2004, con motivo de participar en los Torneos Bonaerenses el profesor de educación física Hugo Fernández armó el primer equipo con alumnas de la Escuela N° 33. Por entonces las melli Agustina y Lía Laboreau, María Jesús Peñalva, Milagros Garay, Flavia Arias, Bárbara Grasa, Yésica y Yanina Baracharte fueron de la partida, junto a dos o tres chicas de la escuela de Giribone en la que Hugo también daba educación física. Ese equipo fue con todas las expectativas a la instancia Mar del Plata y se trajo la Medalla de Bronce. Excelente comienzo para una disciplina que a pesar de ser novedad para los lezamenses marcaba que había materia prima para empezar a recorrer un nuevo camino.
“Él nos inculcó lo que era el futbol, más allá que cada una en sus tiempos libres iba a juga a una canchita del El Tero donde hoy hay un barrio (Plan Federal de Garita Norte) –recuerda Yanina Baracharte- .  “Ir a los Torneos Bonaerenses en Mar del Plata por primera vez y volver con la medalla fue muy importante, a partir de ahí fue como que cada una se fue metiendo más  con este deporte”.
Una década después el interés por el fútbol femenino logró que alrededor de 30 jóvenes y mujeres integren dos equipos locales que disputan el campeonato de la Liga Chascomunense. Las Guerreras del Club Cobo se conformaron hace aproximadamente 5 años. “No éramos muchas –cuenta Yesi Baracharte-, estaba Natalia Ponce, Elena Rébora, Silvia Ochoa, Paula Ochoa, Juliana Martínez, mi hermana, creo que estaba mi tía y yo; ahora se sumaron más”
Futbolísticamente han avanzado mucho y el equipo se nutrió del aporte de nuevas jugadoras y miradas técnicas. “Se nota el cambio -explica Yesi-, hoy tenemos un nuevo equipo se podría decir, con chicas que ya jugaban y han vuelto a la cancha y otras nuevas que se están iniciando. Eso hizo que arrancáramos en la liga con mucha expectativa”. Ella juega de 4 pero menos el arco asume el puesto que decida el DT. “Me está probando de 5 pero vamos a ver qué pasa”, cuenta en un impasse del entrenamiento.

NOTA COMPLETA EN LA EDICION IMPRESA DE SEMANARIOEL ESPEJO DEL MARTES 21 DE ABRIL

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!