Viernes 1 de Marzo de 2024

Hoy es Viernes 1 de Marzo de 2024 y son las 11:45 - Con artistas consagrados llega una edición imperdible de la Fiesta Nacional de la Guitarra / Comienzo de Clases / Karting Regional / Dra. Mercedes Carrera Directora de Salud / Aumento del 50% en las cuotas de los colegios privados / El gobierno eliminó el Potenciar Trabajo y lo reemplazó por otros dos planes / La Columna del Dr. Celeste del miércoles 28 de febrero / Bicleteada a La Azotea Chica / Lezama Ilumina II / El Municipio y el Consejo Escolar trabajan en la puesta a punto de establecimientos escolares / 51º Torneo Nocturno del Club Cobo / Carreras 2024 del ISFDyT Nº 215 / Intendentes radicales rechazaron la quita ?intempestiva? de fondos a la Provincia / Invasión de Mosquitos / El Lefu debuta con Deportivo Castelli / Vale con Bigote / Varias actividades se realizaron el fin de semana en nuestra ciudad / Comunicado del PJ local / Recopa Femenina / Coordinación de Medio Ambiente y Espacios Verdes /

  • 22.8º

16 de junio de 2015

Cinco varones, cinco transgresores

Colaboración en recuerdo de los inmigrantes que se establecieron en esta zona

-¡Maaaaá! Las tres carabelas partieron del Puerto de Palos ¿no?
-¡Sí!
-¿Venían a descubrir nuevos continentes y traían cosas nuevas? ¿Lo que hoy nosotros los nietos y bisnietos de aquellos inmigrantes aprendimos y disfrutamos?
-¡Sí!
-¡Maaaaá! ¿Y tu papá, los abuelos, bisabuelos y las otras personas vinieron en un barco también?
-¡Sí!
-¡Grandes ellos Próceres del Progreso también!
-Cinco hombres, cinco transgresores partieron en las entrañas del contingente de ese barco con la carga bien estructurada, silenciosa: esperanza, sueños, progreso, estabilidad, futuro.
1)En la cresta de las olas, viajaban el progreso y la estabilidad.
2)En la mansedumbre del mar, y en cada amanecer, viajaban la esperanza y los sueños.
3)Y en las cercanías de la nueva tierra, una casa grande, infinita, pintada con un solo color: FUTURO.
Continúa su viaje el barco, iluminado por una luna brillante que resaltaba aún más la inmensidad del mar. ¡Falta menos y el deseo en las mentes y los corazones! ¿Vamos hacia la América del Sur!
En el silencio de esas noches interminables se sentían voces inventadas o presentes también ¡Tierra! ¡Tierra!
-¡Maaaaá! ¿Tu papá, mi abuelo, bisabuelo y los demás vivieron en una casa grande?
-¡No! Fueron ubicados en zonas rurales y en zonas urbanas, formando colonias y pueblos de acuerdo a su nacionalidad, manteniendo sus costumbres, idioma, religión, sus comidas, música. Y aprendían nuestro idioma también. Y nuestras formas de convivencia
-¡Maaaaá! ¿Por eso aprendiste a cocinar comidas francesas y palabras en francés?
-¡Sí! ¡Algunas palabras! Porque los abuelos y bisabuelos hablaban más los dialectos que eran propios de los Alpes franceses, con otras expresiones y palabras.
-Cinco varones, cinco transgresores…
¡Y el barco llegó! ¡El barco amarró!
¡Qué buen aire soplará para este barco impaciente!
Llantos de angustia por el desarraigo no querido, pero de fe y esperanza también, en busca de la tierra propia, que les dará identidad y los formará como personas libres de pensamiento y elección. Les permitirá construir el cimiento firme, para armar día a día su estructura sólida indestructible ("la familia"), con los nutrientes que en la escuela de la vida les proveerá, "el trabajo digno".
Cinco varones, cinco transgresores.
Amasaron su instrucción, su educación con los valores propios de cada uno, guiados por su inteligencia innata.
Transgresores de los medios materiales, dando resoluciones inmediatas a los proyectos y acontecimientos de esa época.
-Cinco varones, cinco transgresores…
También una tarde tiraron las estampitas que la abuela les regaló, ya no escuchaban sermones. Fueron monaguillos, músicos, el bandoneón, armónica, acordeón alegraban los atardeceres en la casa.
El chofer, con su camión amado, cuidado como propio, dejando perfecta cada pieza rota, sin tecnologías ni computarización.
¡Qué maestro panadero! Amasar, cocinar a la perfección el pan. Horas y horas de amor por su trabajo.
¡Qué distinción en todos los detalles y trato! ¡Como lucen las mesas del restaurante!
El mozo elegante, dando la mejor resolución a pesar de los medios y estructuras primarias para la época.
El pintor que inventó colores armonizando con su armónica, pintura y música.
Y el elegante de relación, de ayuda, de asistencia humana.
-Cinco hombres, cinco transgresores…
-Se fueron cada uno con sus historias, cada uno con sus cosechas de las semillas que sembraron: sus familias, sus sueños, sus proyectos que solo ellos sabrán si se cumplieron y sus herencias que son reivindicados en sus hijos, nietos y bisnietos.
-¡Maaaaá! Tu papá, los abuelos, los bisabuelos que vinieron de la ciudad de Bern, en los Alpes franceses, están en el cielo de viaje llevando nuestros mejores flores, las más lindas, más frescas de nuestro amor por ellos,
-¡Sí! Y en el mejor lugar, en nuestros corazones.
¡Bonjour hommes!

Elvia C. Chaye

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!